Una agencia de dobles de famosos se hace viral porque hay que tener imaginación para ver el parecido